Logo de la Editorial Rotaria Argentina

Estaremos de acuerdo


Al expresar lo que representa Rotary en nuestra vida se abren muchas puertas para arribar y profundizar. El transmitir esa perspectiva, ese sentimiento o esa forma de vivir hace desentrañar nuestra esencia, lo que verdaderamente somos.

Di mis primeros pasos en Interact Club Hernando, continué en Rotaract Club Hernando y Villa Carlos Paz y hoy me encuentro dando los primeros pasos para ser rotario. Si de algo estoy convencido, por haberlo vivido y seguir experimentándolo, es que lo que nos transversaliza en todas nuestras franjas etarias es el servicio.

Esto no es casualidad, sino más bien causalidad, plasmada en nuestro Dar de Sí Antes de Pensar en Sí, aprobado como lema principal de Rotary International en 1989.

Un enorme privilegio, pero también una responsabilidad gigante, que nos lleva a estar constantemente en movimiento, siendo promotores de energía, de cambios.

Somos parte de la historia; una historia cruel que nos está azotando hoy a nivel internacional, pero que conlleva a una gran oportunidad para canalizar toda nuestra potencia, toda nuestra pasión, todo lo que Rotary nos enseña día a día y accionar.

Accionar ante las problemáticas que existen en nuestra sociedad, verificar nuestros paradigmas de trabajo, nuestra visión de la sociedad y hasta de, por qué no, de nosotros como organización.

Aprovechar, aunarnos aún más como líderes pertenecientes a una organización líder, tomar consciencia sobre el rol que tenemos en la sociedad, pero, por sobre todas las cosas, cuestionarnos constantemente, no quedarnos estáticos, dinamizar cada día un poco más nuestro trabajo, potenciar nuestro estandarte y sentimiento rotario.

Responder preguntas como: ¿estamos poniendo en práctica todo lo que Rotary nos enseñó en este tiempo que formamos parte? ¿Utilizamos todos los recursos de los que disponemos? ¿Contrastamos y fusionamos la energía de nuestra juventud con la experiencia de nuestros socios más longevos? La respuesta sin dudas debería de ser un enorme “sí”, porque de eso se trata, en ello estamos trabajando hace años y es momento de demostrarlo. Que nuestro trabajo emane muchas vibraciones, infinidades de proyectos, que tengamos un gran alcance.

Que con nuestro accionar reafirmemos cada valor rotario, cada principio y objetivo institucional.

En definitiva, que honremos a Rotary como se merece, creyendo y creando un mundo mejor.